Enloquecida por que todo no vaya bien

Pues señ@res sí, a veces no todo va bien. Y cuando se habla de embarazos y niños especialmente. Y es que la melaza que le ponen a todo lo que tiene que ver con la maternidad no nos hace bien ni a nosotras ni a nuestras congéneres. Se lo aseguro. Por eso hoy estoy Enloquecida por que no todo vaya bien y ahora verán porqué.

“Dulce espera” llaman al embarazo… Y lo cierto es que, yo cada vez que contrasto con amigas… De eso nada. Vómitos terribles en el primer trimestre, dolores de todo tipo y torpeza máxima en el último, por ejemplo, hacen que en realidad, plenitud y sentimiento de absoluta y completa felicidad solo suceda en un pequeño porcentaje de los casos.

Pero lo peor, para lo que nunca te preparan y por supuesto, no te ayuda la cursilería que envuelve al embarazo, es cuando las cosas no van bien. O al menos, no son normales, normativas y perfectas, como habitualmente no son.

Cuando te imaginas embarazada, según los patrones que nos enseñan, nunca imaginas ningún tropiezo, te visualizas con barriga pero esbelta, guapérima, haciendo deporte como si allí no pasara nada, y desde luego, ni tú ni nadie piensa que algo vaya a ir mal. Pero cuando te embarazas… ¡Ay alma de cántaro! Cambia la cosa.

El primer jarro de agua fría viene con el riesgo hasta la semana 12, algo de lo que muy poca gente te ha hablado antes, seguro. Por no hablar de las pobres mujeres que pierden a sus pequeños bebés y que lo pasan fatal… Y entonces llega el temido test de la semana 12. En mi caso, en mis 2 embarazos me ha salido el riesgo altísimo, y claro te planteas cosas en las que nunca habías pensado antes. ¿Lo tendré si sé desde el principio que va a tener una enfermadad grave o una discapacidad? Es muy difícil tomar una decisión así aunque para muchos, juzgar que quien decide no continuar “es egoísta” es sumamente fácil. Y mientras tanto tú ya te has merendado al menos dos semanitas de angustia e incertidumbre (o como yo, en el caso de Pichón, un mes entero…) mientras todo el mundo te dice “no llores que es malo para el bebé“. ¿Y si tengo un ataque de ira también será malo para el bebé? En fin, omitiré comentarios.

Y después vienen los sustos variados. Sangrados, contracciones a destiempo, partos prematuros… Y todas las cosas que detectan en las ecografías. Malformaciones, enfermedades… En realidad, son cosas más comunes de lo que pensamos, pero no estamos preparados para encajarlo, porque no entra en el imaginario colectivo. La maternidad es una imagen perfecta, de niños gordezuelos perfectamente sanos con madres perfectas, con un tufo a edulcorado que tira para atrás. Y nada de eso.

Por no hablar del parto. Parece que el alumbramiento sea ese momento mágico en el que, sin dolor ni sangre, podrás sacar a tu hijo de tu interior, e inmediatamente después manará leche de tus pechos para alimentarlo sin ningún tipo de dolor ni contratiempo. En fin… En los partos pasan cosas, y la lactancia materna no es un camino de rosas. Pero otra vez, se lo ocultamos a nuestras iguales, no sé exactamente por qué razón, porque si supieran la verdad, si fuésemos sinceras, podríamos ayudarnos, y todo sería mejor.

Con mi Pichón me programaron el parto por colestasis del embarazo (nada agradable además de peligroso por cierto, pica un huevo!!!), y esta vez en las mismas me encuentro. Problema en un riñón del peque, y las opciones son intervención intrauterina o parto prematuro. Ale, elige entre susto o muerte. Y hablas con otros padres y entonces descubres (te cuentan), que estas cosas pasan, y son más habituales de lo que pensamos.

¿Porqué la paternidad hace a los padres (especialmente a las madres) mentirosos, o al menos no sinceros? ¿Por qué no desterramos esta imagen irreal y edulcorada de la maternidad? ¿Por qué no nos ayudamos hablando de nuestras experiencias, también de las malas? ¿Por qué nuestro cuerpo y sus contratiempo son un tabú tan grande, especialmente el de la mujer? ¿Por qué no cambiamos de una vez por todas la conversación?

Anuncios

2 respuestas a “Enloquecida por que todo no vaya bien

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s