Enloquecida con ese whatssap que nadie contesta…

Admítalo, venga… A usted también le pasa y le sabe a cuerno quemado… Vas a un grupo de Whatssap, con toda tu ilusión pones un mensaje del tipo: “¿cenita el viernes?” o “¿qué tal todo chicos?” o peor todavía “Necesito ayuda con…” Y nadie te contesta. Nadie. N-A-D-I-E. Eso destroza a cualquiera.

Pero pongámonos en situación para comprobar la gravedad de este agravio digital, de este desplante del siglo XXI. Antes, cuando solo enviabas cartas (bueno vale, no soy tan vieja, pocas relaciones epistolares he tenido…) había lugar al “se habrá perdido”, “no habrá llegado” y mil cosas más. Con el mail, también había lugar a equívocos “tendrá el almacenamiento lleno y aún no le habrá llegado” o “a ver si me he equivocado al escribir la dirección”… Pero con el Whatssap no cabe la duda.

Cuando envías un mensaje con ganas, lo que quieres es que al rato tu teléfono, literalmente, arda de respuestas, y claro, cuando de repente ves pasar un ángel durante horas y horas… Por lo menos mosquea. Y entonces, empieza a salir la peor parte de tu personalidad: El acosador. Porque whattsap es perfecto para acosar, ¿se había dado cuenta? Especialmente desde que apareció el maldito check azul… Comienzas a mirar si fulanito está en línea, cuándo fue la última vez que estuvo en líneawhatssap que no contestan sotanito, ves que el otro está en línea pero no te contesta a tí, buscas dobles check azules hasta en las paredes de tu cuarto de baño… Y nadie contesta tú.

Y entonces, puede suceder la catástrofe, el holocausto de las relaciones digitales: que alguien del grupo (o la persona a la que has escrito) te salga por peteneras y en vez de contestar a tu “cenita el viernes” de repente te suelta: “¿tienes tú mi disfraz de Tortuga Ninja?”. “Xarrafa’m camiò!! (cháfame, camión!!)”.

Por cosas más tontas se han roto matrimonios, los espadachines se batían en duelo, e incluso se ha declarado la guerra! Seguro!! Sin ir más lejos, mi maridito se ha ido de algún grupo de Whatssap por una de estas salidas por peteneras, con la pertinente frase de “como pasáis de lo que yo os cuento, me voy de este grupo“. Eso es tenerlos bien puestos. Y no os cuento lo que pasó después… Un auténtico cataclismo!! Hay gente a la que le encanta dramatizar…

En definitiva, este agravio digital es de los peores por eso, sean solidarios y, cuando algún amigo suyo le envíe un whatssap, tanto personal como en un grupo… Al menos envíen el emoticono de la flamenca, o el del moai, que es más inquietante y, aunque no digan nada… No desatarán la furia de sus amigos…

PD: Volviendo a algo más prosaico, el pasado domingo tuve carrera de entrenamiento para la media maratón, un 10k con muuuuchas cuestas…  Y lo hice en menos de una hora!!!! ¿Eso significa que acabaré la media bien, no como una rosa, pero al menos sin perder la dignidad?

Anuncios

2 thoughts on “Enloquecida con ese whatssap que nadie contesta…

  1. Odio el cilantro y odio que no me contesten los whatsapps, en los grupos o individuales, jajaa… Me río, pero con lo del acosador me doy miedo… Ya casi que no, pero tuve una época en el grupo de EGB horrible. Al final me salí, porque lo que se supone que debía ser una fuente de cariño y reencuentro, se convirtió en algo muy distinto. Yo era la típica que siempre tenía palabras de felicitación para todas, de buenrrollismo, consejitos, palabras de ánimo, etc… y alguna vez que expuse yo un problema, la respuesta era el silencio o un: “Ay, es no sé qué decirte…” Y yo pensaba: ni yo a ti cuando contabas tal o cual cosa, pero hacía un esfuerzo por empatizar y por ponerme en tu lugar y trataba de aligerar tu angustia… Total. Habría que hablar mucho de las redes sociales y el ego y las comidas de coco extrañas, y lo que te resuena cuando no obtienes la respuesta deseada, sea en forma de whatsapp o like en Facebook e Instagram, o comentario en el blog, o en un foro, etc… Me encantan las redes sociales, escribirte ahora mismo, por ejemplo, pero reconozco que, a veces, sacan la peor parte de mí, la más vulnerable o insegura, como mínimo.

    Me gusta

    1. Tranquila que eso nos pasa a todos!! La verdad es que a veces nos hacen un flaco favor las redes sociales, porque la interpretación no es la misma que al hablar cara a cara con alguien… Ante la duda, una conversación cara a cara… Y véngate!! Ya sabes, cuando en un grupo ponga una amiga un “chicas estoy fatal, me ha bajado la regla…” En vez de decirle una animalada como “deberías estar acostumbrada, tienes 35 años”, suéltale un moai o una flamenca!! Gracias por la visita, besos!!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s