Enloquecida con… la fiesta de cumpleaños para el bebé

Pues si pues si… Al final acabas cayendo, te dejas llevar por la emoción de ver a tu pequeño contento y te lo imaginas todo como en Pinterest: globos, banderines color pastel, tartas preciosas, comida suculenta y con nombres de tres líneas… Si, te vienes arriba y al final organizas una fiesta de cumpleaños para el bebé que cumple un año.

Un año. Todavía recuerdo cuando el ginecólogo me lo enseñó en la cesárea… Un momento nada romántico por cierto. Pero ese es otro tema que será contado en otro momento. El caso es que pensé: “Qué rancios. No lo hemos bautizado ni hemos celebrado su nacimiento de ninguna manera especial… así que ¡haremos una bonita fiesta!” Y allá que me puse.

Mis amigas de Punto & Aparty crearon un bonito diseño basado en uno de los juguetes favoritos de Alex durante este año: un pirata de Imaginarium de lo más mono. Y cambio de fecha mediante (por razones ajenas a la organización), por fin llegó el fin de semana de la fiesta.

Pedido al Carrefú de bebida y barriles de cerveza por doquier (es una fiesta de niños, pero la birra era indispensable), encargo al horno de un catering que ni la embajada de Italia, y todas las cosas monas que Punto & Aparty maquinó para que luego pudiera subir las fotos a Pinterest.

Y allá que me pongo, viernes por la tarde como un ama de casa de los años 50, a hacer tartas a go-gó, porque sí señores sí, no se me ocurrió otra cosa que hacer yo las tartas de la fiesta. ¿Que me gusta mucho hacer tartas y nunca las hago porque si no me las como? Cierto. Pero con mis horarios y la semanita de falta de sueño que nos dio el bebé… Acabé más que muerta. Lo de que no soy superwoman es una gran verdad…

Hice 4 tartas: una cheesecake (que para que quedara más mona, recubrí con fresas laminadas), una carrot cake y dos brownies, para que nadie se fuera de casa sin las venas repletas de azúcar y grasa.

La cheesecake y los brownies ya son viejos amigos, son recetas que hago a la primera de cambio y me salen sin pensar. Con el carrot cake me la jugué. Usé una receta que nunca había probado y, poseída por el espíritu de Pinterest de nuevo quise hacerla estilo “nude cake”… Total que el invento no salió mal, pero podía haber sido un auténtico desastre…

Al final todo bien. Mucho niño bañándose en la piscina, el cumpleañero poseído por un espíritu andarín (no paró en TODA la tarde) y unas chapas preciooooooosas de recuerdo.

¿El año que viene más?

PD: Prometo más fotos en cuanto me las pasen, por aquí o en Instagram!!

Anuncios

2 thoughts on “Enloquecida con… la fiesta de cumpleaños para el bebé

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s